Dependiendo del país al que envíe, podemos entregar su dinero a una cuenta bancaria, recogida en efectivo, o utilizarlo para recargar una billetera móvil (mobile wallet) o un móvil de prepago. Las opciones de entrega se muestran claramente en las páginas de los países individuales en el sitio web Azimo.